Skip to content

La Restricción Navideña bajo la sharía. Si alguien pronuncia Feliz Navidad o Feliz Año Nuevo y la persona es capturada in fraganti pronunciando estas palabras, se la detendrá en -Banda Aceh- Indonesia. “Feliz Navidad y Feliz Año Nuevo” está prohibido a cualquier persona y quien las pronuncie podrá ser capturado en Banda Aceh, una de las mayores ciudades de la provincia de Aceh, la única en Indonesia donde la sharía tiene el control.

26 de diciembre de 2013
ulemas musulmanes

“FELIZ NAVIDAD” NO 

Una fatwa ha sido emitida por la Asamblea Consultiva de los Ulemas (MPU), que ha prohibido, y no es la primera vez, que los musulmanes hagan augurios de buena Navidad.
“Esto no es una cuestión de tolerancia – dijo el líder de la clérigos islámicos A. Karim Syeikh – sino de respetar la religión islámica, que prohíbe a sus seguidores celebrar la Navidad.
De acuerdo con la fatwa de los ulemas, si un musulmán augurase a un cristiano “Feliz Navidad” sería como si lo celebrara.

“FELIZ AÑO NUEVO” PROHIBIDO 

“Participar en eventos y ritos de Navidad, que no pertenecen a la cultura islámica está prohibido y los mejores deseos no son una excepción”, continúa Karim hablando con el Jakarta Post.
No sólo la Navidad, sin embargo, estará prohibida en Banda Aceh. Se prohibirá Incluso las celebraciones del año nuevo:
“No es una celebración acorde con el Islam”.
Los ulemas, de acuerdo con la Comuna, ha anunciado hoy que miembros de la policía de la sharia serán asignados en puntos clave a lo largo de la ciudad, dispuestos a castigar a cualquiera que celebre el Año Nuevo:
“La policía será desplegada en el centro y en los espacios públicos para evitar que la gente celebre”

PERSECUCIÓN RELIGIOSA

Indonesia es el país musulmán más poblado del mundo y es a menudo escenario de violencia y abuso contra las minorías, como los cristianos.
Aproximadamente cada mes, una multitud de musulmanes tratan de destruir  iglesias o de impedir su construcción.
En la provincia de Aceh, se aplica a la ley islámica, mientras que en otras áreas hay cada vez más una influencia radical en la religión musulmana, que afecta la vida de todos los ciudadanos.
El sacerdote budista de Myanmar Daniel Byantoro, nacido en Indonesia, hace un muy buen relato de la política supremacista islámica:
Durante miles de años, mi país (Indonesia) era un reino budista hindú. El último rey hindú tuvo la amabilidad de dar una propiedad libre de impuestos para que el primer misionero musulmán viviera y predicara su religión.
Poco a poco los seguidores de la nueva religión fueron creciendo, y después de que llegaron a ser fuertes el reino fue atacado, los que se negaron a convertirse en musulmanes tuvieron que huir para salvar su vida a la vecina isla de Bali o a una alta montaña de Tengger, donde han sido capaces de mantener su religión hasta ahora.
Poco a poco desde un Reino budista hindú, Indonesia se convirtió en el país islámico más grande del mundo. Ver aquí toda su explicación.
 
Fuentes: Tempi, Signos de estos Tiempos

 

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: